Saltar al contenido

Mi árbol de Navidad

noviembre 27, 2016

En casa ya llegó la navidad, hoy hemos puesto el árbol y nos ha quedado precioso. Lo voy cambiando de color para verlo diferente algún año que otro. Pero siempre las bolas y adornos blancos los dejo. Este año ha tocado blanco con rojo. Queda genial. Os pongo las fotos para que veáis como queda.

Me encantan estas fiestas, todo se envuelve de un halo mágico que te hace sentir bien. Estoy sentada en casa, mirando el árbol y mi salón se ha convertido en más acogedor, más familiar… Qué bonito queda todo decorado en estas fiestas. Quizás por eso disfruté tanto en hacer estas manualidades, porque sé que su final me hará más feliz.

Todos los adornos rojos los he hecho, son los artículos que os he ido compartiendo. Como veis a quedado muy bien. Si os gusta algo, solo tenéis que pinchar en los enlaces que os pongo a continuación y os llevará al tutorial de cada uno de ellos y manos a la obra.

Los enlaces son estos como por ejemplo las bolas de navidad de lana, los típicos bastones navideños. La flor de navidad hecha con rollos de cartón del papel higiénico. La chenilla con diferentes formas. Y unos bonitos lazos de goma eva. Unas estrellas de papel de periódico, estas las hice de color plateado en el post, pero para el árbol hice otras de color rojo. Todo facil y economico.

También el verle la carita a mis niñas y compartir con ellas el montaje de todo, hace que me sienta muy bien. La mayor, de cuatro añitos, se siente feliz, me dice a cada momento.

Y todos sabemos el porqué. No hay duda, si mama y papa ponen el árbol de navidad es porque papa Noel y los reyes magos están más cerca…

A cada momento lo ha dicho, y dando saltos de alegría, de que está súper feliz. Y la más pequeña, con tan solo un añito y tres meses, te saca la mejor de las sonrisas al verla acercarse a él y cambiar bolas y decorar el árbol como a ella mejor le parece. Es muy cómico y tierno a la vez. Cómo no sentirse feliz y alegre en estos momentos, es imposible sentir otra cosa. Os enseñaría por un agujerito en estos momentos lo que se vive en casa.

Adoro la navidad, pero realmente la adoro más desde que mi marido y yo creamos esta bella familia. Y no dudéis en adornar y engalanar vuestras casas. Es un mes solo. Sé que la navidad puede ser triste por las personas que no tenemos al lado, pero tenemos que mirar lo que tenemos en el presente y disfrutar de cada momento bello que la vida nos brinda. Y como la palabra dice brindemos por nuestra felicidad y envolvámonos en este halo de navidad que ya empieza a comenzar.

A %d blogueros les gusta esto: